La respuesta corta sería NO. La repuesta larga también sería NO, pero si puede hacer que aumente el deseo hedónico de seguir comiendo debido a la hiperpalatabilidad del mismo, el cual genera el deseo de seguir comiendo.

¿El azúcar engorda?

Es decir, que el azúcar en sí mismo no engorda, pero si puede hacer que comamos más calorías porque su sabor es irresistible. Un metanálisis revela que una mayor ingesta de azúcar aumenta la ingesta de energía en aproximadamente 265 kcal (Hood et al 1977). Sin embargo, este hecho se da en particular cuando se ingieren azúcares añadidos a través de bebidas azucaradas, una fuente importante de ingesta de azúcar sin que produzca saciedad al ser líquidas.

El impacto del azúcar en la dieta

La cosa es que la manipulación de los azúcares de la dieta da como resultado cambios mínimos (menos de 1 kg) en la masa corporal y, si ajustamos las calorías que se consumen en dos dietas (una alta en azúcares libres y otra no), no cambia la masa corporal (Morenga et al 2013). Esto significa que si somos capaces de controlar nuestras ganas de seguir comiendo más y más azúcar, ingerir este nutriente de manera controlada no tendrá ningún impacto en nuestro peso corporal

¿Pero puede el azúcar hacer que gastemos menos calorías o que nos movamos menos?

Un estudio recién publicado (Hengist et al 2022) ha investigado si la cantidad de carbohidratos y/o azúcar consumidos altera el gasto energético de actividad física durante 24 horas. Además, midieron sus efectos sobre el apetito y la ingesta energética.

¿Y qué se vio? Pues que cuando se controlan las calorías, la cantidad de carbohidratos en la dieta tiene poco impacto en la actividad física y la ingesta de energía.

Estos datos también demuestran que restringir la ingesta de azúcar del 20 al 5% de la ingesta energética no altera de forma aguda las concentraciones de triglicéridos o LDL-colesterol post-prandiales ni en ayunas a la mañana siguiente. Por el contrario, la restricción de carbohidratos redujo las concentraciones de triglicéridos después de 24 horas, pero aumentó notablemente las concentraciones de colesterol LDL.

¿Significa esto que podemos comer azúcar sin problema?

No, en absoluto, ello dependerá del contexto y abusar del mismo es perjudicial.

Suscríbete por sólo 10 €/mes. Cancela cuando quieras.

¿Quieres acceder a artículos, infografías y estudios de interés completos y exclusivos?
Hazte miembro de la Zona Premium por sólo 10 €/mes.

¡Ahora 8 artículos/podcast nuevos cada mes!
Empezar ahora

Deja un comentario

Quizás también pueden interesarte los siguientes artículos

Hazte con mi libro Réquiem por una Pirámide

En este libro pongo orden al caos de información que nos confunde en el ámbito de la salud, la nutrición y el ejercicio, partiendo del rigor, la ciencia y, sobre todo, del sentido común.

Libro Réquiem por una Pirámide
Comprar ahora

Categorías

Mis últimos artículos

Suscríbete a mi Newsletter

Recibe todas las novedades.

Últimos artículos del blog, promociones exclusivas, últimos cursos disponibles y mucho más. Además, al suscribirte, recibirás de 2 regalos: un documento con 100 preguntas y respuestas sobre nutrición y entrenamiento y un completo documento de 22 páginas con respuestas a preguntas sobre los carbohidratos, la resistencia a la insulina, la pérdida de grasa y el ejercicio. 

Suscríbete ahora