La microbiota importa... hasta cierto punto

Las redes sociales y el marketing van siempre por delante de la ciencia. Esto se debe en parte a vendehúmos que se inventan protocolos y especulan con la salud de la gente sin tener ni idea. Desde hace una más de una década, la microbiota ha recibido un gran interés en la cultura popular.

La doctora Rosa del Campo, investigadora clínica en Microbiología del Hospital Ramón y Cajal, señala la peculiar situación actual en la que hay muchas personas que van con muestras de heces a la farmacia para un análisis en el laboratorio mediante secuenciación masiva y obtienen resultados de microbiota inciertos, muy difíciles de interpretar. En el ámbito hospitalario, no existen guías clínicas y aún se desconoce qué implicaciones tiene la variación de la microbiota en la salud y en la enfermedad, salvo condiciones muy concretas.

Los resultados de las investigaciones a día de hoy no permiten establecer, salvo infecciones agudas por bacterias patógenas, cuándo una microbiota está sana y cuándo enferma. Es necesario aclarar, además, cuándo existe causa y efecto entre una determinada composición de la microbiota y una enfermedad o cuándo solo existen correlaciones.

También son necesarios estudios para definir qué es una microbiota normal y qué es una microbiota alterada que podría predisponer a enfermedades.

La falta de protocolos estandarizados a la hora de tomar y procesar las muestras, así como también a la hora de analizarlas, dificulta la comparación de los resultados de diferentes estudios e impide su implantación en la clínica. Además, las intervenciones a ciegas que se hacen hoy en día, pueden incluso empeorar más que mejorar la microbiota. Por otro lado, la recogida puntual de una muestra, en un momento determinado, puede no reflejar la realidad de la microbiota intestinal.

Aunque en la actualidad se han popularizado términos como “disbiosis” (desequilibrio en la composición de la microbiota), no es posible, hoy por hoy, saber qué composición constituye una microbiota sana. La doctora Rosa Del Campo explica que en los estudios es posible encontrar gente que, estando enferma, tenga exactamente la misma composición de la microbiota que individuos sanos.

Suscríbete por sólo 10 €/mes. Cancela cuando quieras.

¿Quieres acceder a artículos, infografías y estudios de interés completos y exclusivos?
Hazte miembro de la Zona Premium por sólo 10 €/mes.

¡Ahora 8 artículos/podcast nuevos cada mes!
Empezar ahora

Deja un comentario

Quizás también pueden interesarte los siguientes artículos

Hazte con mi libro Réquiem por una Pirámide

En este libro pongo orden al caos de información que nos confunde en el ámbito de la salud, la nutrición y el ejercicio, partiendo del rigor, la ciencia y, sobre todo, del sentido común.

Libro Réquiem por una Pirámide
Comprar ahora

Categorías

Mis últimos artículos

Suscríbete a mi Newsletter

Recibe todas las novedades.

Últimos artículos del blog, promociones exclusivas, últimos cursos disponibles y mucho más. Además, al suscribirte, recibirás de 2 regalos: un documento con 100 preguntas y respuestas sobre nutrición y entrenamiento y un completo documento de 22 páginas con respuestas a preguntas sobre los carbohidratos, la resistencia a la insulina, la pérdida de grasa y el ejercicio. 

Suscríbete ahora